“Los nuevos directores y guionistas están abordando temas de la calle, del devenir cotidiano, de la mujer y el hombre actual”

Recién llegada de España y tras su participación en los Premios Platino, la protagonista de Rara y destacada actriz de cine y tv nos comenta su lectura al buen momento del cine chileno y cómo este es percibido más allá de nuestras fronteras. La razón del éxito: las perspectivas de los nuevos creadores para contar las historia y la gran calidad de los equipos humanos.

¿Cómo evalúas el cine chileno de los últimos cinco años y a qué atribuyes su internacionalización?
En términos creativos lo evalúo muy bien. Hay muchas actrices, actores, directoras y directores, guionistas y equipos técnicos muy buenos en general, pero creo que falta mucho aún en términos económicos y sobre todo en términos de postproducción y distribución. En eso, estamos a años luz de países como Argentina, Colombia, México, España y para qué decir Estados Unidos.

¿A qué atribuyes el reconocimiento internacional al cine chileno?
A los temas y a su particular punto de vista. Rara, por ejemplo, es una película de muy bajo presupuesto, pero que ha tenido un arrastre increíble e inédito en el extranjero. Es simplemente por la manera cómo está abordada su temática. Es una película dulce, abierta, divertida y dramática a la vez. Muy bien dirigida y actuada. Tiene un guión simple, con un punto de vista original y poco común, que logra empatizar con todas y todos. Creo que el arte y el cine chilenos en general, siempre han sido muy particulares.

¿Qué destacas del audiovisual chileno, qué ventajas ves y cómo lo proyectas?
Los equipos técnicos son de primer nivel y la mayoría es gente talentosa y muy trabajadora.
Hay actrices y actores excelentes, una camada de directoras y directores jóvenes notables y llenos de ideas. Sin duda, lo creativo es nuestro fuerte, y el empuje, porque pucha que cuesta sacar una película adelante.

¿Cómo fue tu paso por los Premios Platino y, en general, por la difusión de Rara en otros países?
Lo de los Platino fue muy interesante y divertido. Participamos muchas chilenas y chilenos y eso siempre es entretenido. Conocer gente del medio hispanoamericano también lo es, para poder dialogar por ejemplo, de cine y política…
A partir de esta experiencia, creo firmemente que para que la industria chilena tome vuelo, es indispensable un apoyo económico importante del estado y los ministerios relacionados, sobre todo en la formación de audiencias.
Nos falta mucho con respecto a otros países, pero a pesar de ello, Rara ha recorrido muchísimos festivales. Ganamos Berlín y San Sebastián entre otros, estrenamos en España, Francia y Suiza. La película fue comprada por Sony y la emite actualmente HBO. Ojalá eso se proyecte y abra puertas para más cine chileno, por supuesto.

¿Sientes que existe una tendencia por abordar temas de interés más social en el cine actual?
Absolutamente. Los y las nuevas directoras y guionistas están abordando temas de la calle, del devenir cotidiano, de la mujer y el hombre actual. Cambian los tiempos, cambia el cine. Es bonito cómo reciben afuera con los brazos abiertos nuestras películas. Sería igual o más bonito aún, que el público chileno apoyara y recibiera su cine de la misma manera. Pero para eso hay que trabajar desde las bases.
Es indispensable que el Estado se haga parte desde ya.